Buzos empezaron a buscar a los pescadores en el fondo del lago Casa de Piedra

Un grupo de buzos de Prefectura Naval Argentina, con sede en Bariloche, está buscando en el fondo del lago de Casa de Piedra, desde este martes, a los dos pescadores que aún permanecen desaparecido, informaron fuentes oficiales a Diario Textual.

El miércoles pasado fue hallado el cuerpo de uno de ellos, un policía retirado de La Pampa, pero aún no hay rastros de su hijo y de su sobrino. Los tres residían en la localidad rionegrina de Catriel.

Aberturas Pampeanas

La búsqueda se inició hace exactamente una semana. El domingo, Eduardo Aníbal Aranguez -un suboficial retirado de la Policía pampeana, de 52 años de edad-, su hijo Darío Aranguez y su sobrino Moisés Durán salieron de Catriel para pescar en el lago.

Concurrieron a la zona del lago conocido como Sargento Ocón, del lado rionegrino. Se estima que alrededor de las 11 del lunes se subieron al bote. Sin embargo, desde la tarde no tuvieron más contacto con sus familias.

Avisaron que iban a regresar el martes a la tarde, para ver el superclásico de River y Boca. Pero no volvieron, por  lo que los familiares hicieron la denuncia en la Policía. En la tarde del miércoles, fue hallado uno cuerpo en jurisdicción de La Pampa: fue idenficado como Eduardo Aranguez.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *